intro

Tips de seguridad al realizar un cambio de tarjeta débito

Tips de seguridad al realizar un cambio de tarjeta débito Los cambios de las tarjetas débito se hacen por el deterioro normal del uso de las mismas, por daño o por políticas de seguridad de los bancos. Este cambio debe tratarse directamente con su entidad financiera y sin intermediarios. Ningún funcionario está autorizado para ir a su casa y cambiársela. Para hacerlo, debe dirigirse a una sucursal de su entidad financiera y solicitarle al asesor de servicio el reemplazo del plástico. Varias entidades ofrecen la posibilidad de hacer este mismo proceso a través de la línea de servicio virtual o telefónica y con envío del plástico a su domicilio. Este proceso suele tardar varios días, dependiendo de la entidad. Al reemplazar el plástico, el banco hará un cambio del número de tarjeta que está asociado a sus productos y lo relacionará con el nuevo. Usualmente, esto es inmediato y puede empezar a utilizar la nueva tarjeta débito con normalidad. Consulte con su entidad financiera las políticas, costos y tiempos para realizar este cambio, ya que estos varían dependiendo del banco. ¿Qué hacer con la tarjeta antigua? Las tarjetas normalmente incluyen un chip. Este es un mecanismo de seguridad que utilizan los bancos para dificultar su clonación e incrementar la seguridad. Allí, se almacena la información del usuario. Por esta razón, es importante que, antes de desechar la tarjeta, dañe el chip. Recuerde que la tarjeta reemplazada no la debe entregar. Esta es personal e intransferible.

Quizás también le interese